Monday, September 26, 2005

Este país es un patio y no se puede hacer “ná encondío”

Hace unas cuantas semanas me junté con mis panas de Transabebe en casa de la Julie. Para que tengan una idea de dónde vive la Julie, queda dónde el Diablo echó 3 gritos y nadie lo oyó. ¡Ja ja ja! Para ser honesta, Julie vive en la Barrio Los Angeles, que queda por la zona del Cementerio Cristo Redentor. Estoy hablando barrio adentro, donde no hay calles y sobran las cañadas, los niños andan como Dios los trajo al mundo corriendo entre los animales y todas las casas tienen el musicón a todo lo que da, haciendo competencia con los vecinos.
Luego de nuestras respectivas frescosas, decidimos coronar la noche abrochándonos unos chimis donde el “pana”. Ya se pueden imaginar la escena, 5 mujeres sentadas en un contén “ajusticiándose” unos chimis con todos los powers. Mientras esto pasaba, de la banca de apuestas del frente cruzó un señor para usar el teléfono público que estaba frente a nosotras. Entre mordidas al chimi, noté que su cara me era parecida, pero nunca pensé que en ese recóndito lugar del mundo iba a conocer a alguien. Este tipo andaba en camisilla, pantaloncitos cortos y chancletas, típico tigre dominicano. De pronto el señor dijo “disculpe, usted no es la hija de doña Enedina?” Todas nos quedamos con la comida en la boca, nos volteamos y ellas se quedaron viéndome. “Si, soy yo. ¿Cómo está usted?” “Bien gracias, Hacía muchos años que no nos veíamos.”
Las muchachas no pudieron resistir la tentación: “Venga acá amigo, ¿y de dónde es que usted conoce a esta muchacha y cómo es que usted sabe el nombre de su mamá?” “Lo que pasa es que hace unos años yo era el chofer del General VH y él y su mamá trabajaban juntos en ________ en esa época. Ella trabajaba con su mamá y por eso nos conocíamos…”
Nunca me iba a imaginar que en aquel lugar iba a toparme con alguien, mucho menos lo imaginaron las muchachas. ¿Ustedes se imagina que yo hubiese andado escondida, confiada de que nadie me iba a conocer ahí, haciendo maldades?
Otra prueba me acaba de pasar hoy. Una persona ha puesto un comentario en uno de mis posts que hasta miedo me dio. Conoce detalles de personas que de una forma u otra estuvieron ligados a mi juventud (desde apodos hasta apellidos). Yo me pregunto, ¿quién será esta persona? ¿le conozco? ¿cómo sabe tanto de mí y de mis amistades?
I like all this intrigue!

1 comments:

Harold Martinez said...

"Ya se pueden imaginar la escena, 5 mujeres sentadas en un contén “ajusticiándose” unos chimis con todos los powers."

Yo me imagino las conversaciones en esa escena y la risa. HAHAHAHAAH...