Sunday, February 17, 2008

Job well done

Life save

Este "aparatico" ha mantenido a mi papá con vida durante los últimos 7 años.
El pasado Jueves, "Día de San Valentín", tradicionalmente represantado por un corazón, el corazón de mi papá recibió un regalo: un marcapasos nuevo.
¡Pilas nuevas para papi!
¿Qué recibí de regalo yo?
Bueno, el Miercoles llegué muy cansada en la noche y se me olvidó cerrar el sunroof.
Mingo lavó la jeepeta en la mañana... y no se dió cuenta que estaba abierto el techo...
'Nough said?
Tablero, interior, alfombra, sillones en piel... parecía que habían soltado la presa ahí dentro.
Gracias a Dios de una vez la llevé a secar y absolutamente nada se dañó.
¡Gracias!
No me importa, lo que de verdad me importa es que mi papá tiene pilas nuevas y eso lo vale todo...
:-)

3 comments:

Joan Guerrero said...

Al menos, ha valido la pena.

Emilia said...

Que bueno!!

Will said...

Eso si de verdad, no tiene precio...